Tecnología

Enredados en las redes sociales

technology-dangersVeo en la terraza del bar del pueblecito leonés como dos adultos comparten mesa pero están enfrascados en sus móviles.

Frente a ellos un grupo de niños rondando los 13-14 años están sentados en el bordillo de la acera con sus móviles y sus bicicletas tiradas en el suelo, pues aprovechan la red wifi del bar, ya que no tienen edad ni dinero para estar en el bar pero sí edad para tener sencillos móviles, así como tiempo y ganas de aprovechar esa conexión a internet.

Y puede divisarse en la zona deportiva, donde una cancha de baloncesto tiene las mismas telarañas que los árboles, con un grupo de jóvenes frisando los 16 años que están sentados en un banco con las cabezas apuntando entre las piernas al móvil con que chatean entre sí o con algún colega que está en otro banco haciendo lo mismo.

Me pregunto si están guasapeando, visionando en youtube o consultando Instagram u otra red social.

Y me doy cuenta alarmado de algo que para muchos resultará evidente.

technology-overload1Que esas redes sociales, tienen mas de “redes” que atrapan que de “sociales” que relacionan.

Que la llamada población activa (jóvenes y adultos) realmente es pasiva cuando se relaciona.

Que importa mas el medio que el mensaje, esto es, utilizar el aparatito, teclear y recibir, que reflexionar sobre lo que se dice o comunica.

Que la cultura del sosiego, de prestar atención continuada a un relato, sucedido u obra literaria o artística está desplazada por la comunicación “relámpago”, marcada por el laconismo, palabras troceadas y emoticonos. El hábito es picotear la información y diseminarla, en vez de rumiarla y digerirla.

Que podemos mandar emails instantáneamente a miles de personas que están muy lejanas pero privados del cuidado, comentarios y calidez de las viejas cartas

Que podemos conectar con cientos de personas de Facebook o Twitter que están en su “cuenta” pero que no “cuentan” realmente como amigos, de esos que nos soportan, ayudan y piensan en nosotros.

Que las tecnologías de la información ya no están tanto a nuestro servicio como nosotros al suyo.

Que no sé donde vamos, pero sí que donde estamos no es un buen punto de partida para una sociedad mejor. Me da pena porque yo mismo me siento abducido y me cuesta resistirme. Pero seguiré luchando por no comprar mas artilugios, por no dedicarles mas tiempo, por teclear menos y pensar más.

Más contacto visual y más sonrisas, los mejores embajadores de las personas.

antes

Y lo digo pensando en las nuevas generaciones, porque la actual adolescencia se cree en el mejor de los mundos posibles con el balón de oxígeno de sus redes sociales y chats, pero no sabe que al ritmo vertiginoso y acelerado de tales tecnologías, posiblemente sus hijos serán algo mucho mas inquietante, independiente e incontrolado para ellos. En veinte años los mundos paralelos que ofrecerán las redes sociales y los cachivaches que se llevarán implantados en lugares inimaginables, nos mostrarán adolescentes como habitantes de una burbuja, donde sus padres poca influencia tendrán en sus vidas. Y estos padres del mañana ( nuestros hijos de hoy) pensarán en el laberinto tecnológico que les asfixiará, e incluso lo comunicarán por algún chat, aunque posiblemente nadie lo lea ni le interese porque lo audiovisual habrá exterminado esa primitiva labor de descifrar signos que se llamaba lectura.

 En suma, como me atreví a recetar… ¡Menos wifi y mas guasa! ¡¡ Conéctemos conversando, no tecleando !!

 

Gracias por comentar con el fin de mejorar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s